Área Global Materia

El Área Global Materia está orientada al desarrollo de la ciencia y la tecnología, generando conocimiento fundamental y aplicado a partir de la química, la física y las matemáticas. Este conocimiento permite abordar nuevos retos científicos a nivel global e impulsar el desarrollo sostenible en campos diversos como la biología, la medicina, la energía, la nanotecnología o el medioambiente.


Para ello, es necesario equipos multidisciplinares que consigan, por ejemplo, desde la preparación de nuevos materiales o nuevas moléculas hasta el desarrollo de nuevas tecnologías capaces de gestionar los datos útiles para la prevención de la contaminación y del cambio climático, el internet de las cosas o los nuevos conceptos en robótica. En el área global Materia trabajan más de 4.100 personas, de ellos 1.220 son investigadores, que se integran en 502 grupos de investigación, trabajando en 44 institutos de investigación.

Dentro del área se abordan múltiples líneas de investigación competitivas y punteras a escala nacional e internacional, con conexiones entre sí, tales como producción de nuevos materiales con propiedades mejoradas, catálisis y biocatálisis, síntesis de compuestos orgánicos, química y física de materiales, química analítica y nanotecnología, simulación de materiales y procesos, ingeniería química, modelos matemáticos y físicos, física de altas energías, física atómica, molecular y nuclear, astrofísica y ciencias del espacio, robótica y automática, óptica, acústica, sistemas complejos o tecnologías cuánticas y de la información.

La sinergia con las áreas de Sociedad y Vida permite investigaciones interdisciplinares para participar en nuevos retos de la sociedad. Como ejemplo, diseño y síntesis de nuevas moléculas bioactivas y con aplicaciones terapéuticas, biosensores y nanodispositivos, tecnologías limpias de combustibles fósiles y de energías renovables, aplicaciones innovadoras en medioambiente, cambio climático, agroecosistemas, alimentos y salud, así como las investigaciones en conservación y restauración del Patrimonio Histórico y Cultural o nuevos usos de materiales modificados en sectores tan diversos como la construcción o la nanomedicina.

Para la realización de la investigación son necesarias infraestructuras singulares y equipamiento únicos para uso compartido por grupos de diferentes Institutos; son las denominadas Infraestructuras Científico-Técnicas Singulares (ICTS). El Observatorio Astronómico Calar Alto, la Sala Blanca Integrada de Micro y Nano Fabricación del Centro Nacional de Microelectrónica, el laboratorio RMN Manuel Rico y el Centro Nacional de Aceleradores son ejemplos relacionados con el Área Global Materia. Asimismo, se opera la línea de luz sincrotrón SpLine (para difracción de superficies y de monocristal y para espectroscopía de fotoemisión de alta energía) del Laboratorio Europeo de Radiación Sincrotrón (ESRF) y el instrumento D1B (difractómetro de neutrones para muestras policristalinas) del Institut Laue Langevin (ILL) y se participa, entre otros, en el Telescopio Solar Europeo (EST), el Extremely Large Telescope (ELT) y en el Laboratorio Europeo para la Física de Partículas (CERN).